¿Cómo evitar ponerse enfermo en otoño?

Otoño

El otoño ya está aquí y aunque aún podemos vivir algunos días cálidos, las temperaturas van a empezar a caer poco a poco. Es el momento de revisar algunos consejos imprescindibles para sobrevivir a esta época tan bonita como traicionera.

Otoño

Mantenerse sano

Una de los grandes “peligros” del otoño es que con él llega la temporada de resfriados y gripe. Si no quieres sumarte a la lista de todas esas personas que están sufriendo, algunas recomendaciones a tener en cuenta:

  • Si estás dentro de la población de riesgo, vacúnate contra la gripe. Aunque no sea algo agradable, es mucho mejor que pillar la gripe, una enfermedad que puede persistir durante semanas, y en algunos casos incluso puede ser fatal.
  • Si te pones enfermo, no vayas a trabajar a menos que sea absolutamente necesario. Un resfriado o la gripe puede propagarse de una oficina muy rápidamente, lo que arruinaría totalmente la productividad de la empresa.
  • Lávate las manos cuidadosamente. Una de las mejores maneras de evitar un resfriado o la gripe es lavarse las manos con regularidad. Asegúrate de hacerlo con agua caliente y mucho jabón, y de mantener las manos bajo el agua durante al menos treinta segundos.

Mantente caliente

A medida que la temperatura baja, la gente busca más formas de mantenerse calentito y a resguardo del frío del exterior. Ahí van algunos consejos de seguridad a tener en cuenta:

  • Resiste la tentación de utilizar hornos de gas o similares como fuente de calor. Puede parecerte una buena manera de calentar la cocina rápidamente cuando hace frío, pero no es nada recomendable.
  • Cuando utilices un radiador portátil, asegúrate de que no está demasiado cerca de otros objetos. A causa del calor generado por los radiadores, hay peligro de incendio, especialmente cuando hay cerca objetos que se queman fácilmente, como cortinas, sofás y otros tipos de ropas. Como regla general, no debes colocar un radiador portátil cerca de ningún objeto ni dejar nada encima de los radiadores de pared. Además, es importante que desenchufes los calentadores o radiadores cuando no lo estés utilizando. Y ya que hablamos de incendios, no es mala idea que aproveches esta época para reemplazar los extintores usados o caducados que puedas tener por casa, para que si surge alguna emergencia, no te pille desprevenido.

Esas son nuestras principales recomendaciones. Cuida de ti, pero también de tu familia, especialmente de los niños, ya que no son siempre conscientes de que en otoño hay que cuidarse más de lo habitual.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>